Colegio oficial de Químicos y Asociación de Químicos | Crónica de la vacuna anti-COVID-19. El plan de vacunaciones de la UE, criticado.
19155
post-template-default,single,single-post,postid-19155,single-format-standard,cookies-not-set,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge | shared by vestathemes.com,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive

Crónica de la vacuna anti-COVID-19. El plan de vacunaciones de la UE, criticado.

Crónica de la vacuna anti-COVID-19. El plan de vacunaciones de la UE, criticado.

Llueven críticas sobre la gestión de la Unión Europea del suministro de vacunas. Para algunos, lenta e ineficiente. A menos que surjan noticias nuevas y muy buenas, el objetivo de lograr la inmunidad de grupo para finales del verano de 2021 se da por ha perdido en casi todos los países de la UE.

 

El suministro de la UE en cuestión.

En primer lugar, se critica que  la UE careció de reflejos para implementar la estrategia conjunta de recolección de vacunas, que sólo comenzó a mediados de junio cuando  ya otros países habían firmado contratos con diferentes compañías farmacéuticas durante meses. Luego, en octubre y noviembre, selló sus primeros acuerdos con empresas que pasaron a sufrir los mayores retrocesos en el desarrollo del preparado, como Sanofi y Johnson & Johnson. De hecho, la UE solo firmó con BioNTech / Pfizer después de que la multinacional estadounidense y la biotecnología alemana anunciaran que su candidato tenía una efectividad del 95% a principios de noviembre. Estados Unidos ya había obtenido 600 millones de dosis de estas empresas en julio (además de 500 millones adicionales de Moderna). Cuando la UE firmó, Japón, Canadá y Hong Kong tenían acuerdos con BioNTech / Pfizer.

Además, según el semanario alemán «Der Spiegel» citando fuentes comunitarias, Bruselas podría haber aceptado un lote mayor de vacunas debido a su población. Firmó 200 millones de dosis de BioNTech, lo que le da derecho a 100 millones adicionales en un envío posterior. Pero la empresa llegó a ofrecer 500 millones de unidades en una primera fase. «Parece que la UE compró demasiado poco y demasiado tarde. Y, a veces, a los fabricantes equivocados. Y también parece haber rechazado cientos de millones de dosis que ahora se necesitan», resume el semanario alemán.

Malestar  en Alemania por la disponibilidad de vacunas.

En Berlín, estas desventuras de la UE, presidida por una mujer alemana, Ursula con der Leyen, muy cercana a la canciller Merkel, no han sentado bien. El gobierno alemán ha llamado repetidamente la atención a Bruselas para acelerar los plazos, pero sin mucho éxito. Con una media de casi 20.000 nuevos casos diarios desde noviembre y su sistema sanitario acercándose paulatinamente «al límite de su capacidad», como advirtió la propia Angela Merkel, el gobierno alemán quisiera una campaña de vacunación con otros plazos mucho más cortos.

En primer lugar, está el problema de salud y la saturación de las unidades de cuidados intensivos, que eventualmente elevará el número de muertes, que recientemente se ha acercado a las 1,000 por día. Luego están las consecuencias económicas de las restricciones, vigentes desde noviembre, para hacer frente a la segunda ola, que frustra los sueños de una recuperación en forma de V en la mayor economía de Europa. Finalmente, está el factor político. A finales de septiembre próximo tendrán lugar las elecciones parlamentarias, un foco  de incertidumbre por ser el primero sin Merkel desde 2005. Pero debido a la lentitud con la que llegan las vacunas, no se espera que en Alemania llegue la  inmunidad de grupo  antes de los comicios. Esto podría significar una campaña dominada por el coronavirus, con máscaras, cierres de empresas y restricciones, que perjudicaría las expectativas de los grandes partidos de coalición, el bloque conservador y los socialdemócratas, hasta ahora favorecidos en el encuestas para su gestión de la crisis.

En Alemania, algunos sugirieron prescindir de la UE e ir directamente al mercado para obtener vacunas, creyendo que Berlín podría hacer esto de manera más eficiente que Bruselas. Tiene poder político y económico para ello. Pero la Canciller detuvo este debate en sus cominezos. Merkel ha defendido pública y privadamente que el aprovisionamiento se haría en toda la UE, con el objetivo simbólico de mostrar la importancia de la solidaridad europea en tiempos de crisis. Por ello, Von der Leyen insistió en que todos los miembros comenzaran a recibir dosis y a vacunar al mismo tiempo. En opinión del Canciller, la cohesión interna del bloque se vería seriamente erosionada si los miembros más fuertes actuaran solos en este tema.

 

Francia es el país con más escépticos a la vacunación.

Las  críticas a la gestión del gobierno francés están comenzando a acumularse en Francia, mientras las mutaciones del virus causan preocupación  y el Consejo Científico  teme una «reanudación incontrolada» de la epidemia después de las vacaciones navideñas.

Desde la derecha, su líder en el  Senado, Bruno Retailleau, ha dicho el pasado miércoles, 30 de diciembre que “¡Alemania ya tiene más de 42.000 vacunados, el Reino Unido a 900.000 y Francia a menos de 200! Después del fiasco de las máscaras, las pruebas y el aislamiento, una nuevo  fallo  sería terrible «.  «La vacunación debe comenzar de forma masiva en Francia», añadió el diputado por el LR MP Robin Reda, achacando al ejecutivo  «exceso de confianza».   Desde el momento en que se autoriza la vacuna, «quizás podríamos acelerar un poco el plan » para «salvar vidas», indicó Jean-Christophe Lagarde, presidente de la UDI.

Valérie Rabault, presidenta del grupo socialista en la Asamblea, también considera que la estrategia de vacunación del ejecutivo «no es lo suficientemente positiva ni lo suficientemente agresiva». “No entiendo muy bien lo que está haciendo el gobierno. Y tampoco entiendo que los ministros de más edad no den ejemplo al vacunarse ”, explica a“ Ecos ”.

Según la última encuesta sobre el tema, realizada por Ipsos Global Advisor en colaboración con el Foro Económico Mundial, solo el 40% de los franceses tiene intención de vacunarse (14 puntos menos que en octubre), lo que hace Francia, el «campeón mundial» de los países refractarios, por delante de Rusia y Sudáfrica.

Enrique Vaqué dr. en Químicas

No hay comentarios

Escribe un comentario